Artículos

Actores que se negaron a promocionar sus películas

Les tomó meses completar su trabajo en una película que al final no estaban dispuestos a promocionar. Estos son los actores que se negaron a promocionar los filmes que protagonizaron y sus razones

Artículos

Actores que se negaron a promocionar sus películas

Les tomó meses completar su trabajo en una película que al final no estaban dispuestos a promocionar. Estos son los actores que se negaron a promocionar los filmes que protagonizaron y sus razones

POR María Belén Izurieta Barreto -

Que una película cuente con una estrella de cine en su elenco es garantía de que atraerá mucha atención hacia el proyecto desde el momento de su producción. A la vez, los involucrados en el proceso están seguros de que ciertos actores podrán atraer más espectadores a los cines que otros, y confían plenamente en que estas estrellas les harán ganar más dinero. Es así que, aunque no les guste mucho esta parte a algunos, las celebridades se vuelven una parte importante de la promoción de una película, con la gira de medios obligatoria en la cual hablan sobre su participación en la producción de turno.

No te lo pierdas: Los Nuevos Mutantes: los superhéroes de terror para una nueva generación

Sin embargo, no todos están dispuestos a participar en ello sin importar el tiempo en pantalla que tuvieron en la película, y eso que no todo es entrevistas ya que gracias a la tecnología se puede promocionar un filme incluso desde las redes sociales, en las cuales cada vez son más los actores que se unen no para compartir detalles sobre sus vidas sino para hablar de su trabajo. Pero son varios los motivos que llevan a que un actor no esté de acuerdo con vender ese producto en el que han estado inmersos por meses, en el que muchas veces deben seguir dietas estrictas, realizar acrobacias o ponerse en situaciones nada cómodas pero que sirven en favor de una historia.

Hay diferentes motivos por los cuales estas estrellas no quisieron ni siquiera ser asociadas con la película que protagonizaron. Las razones van desde que no estuvieron de acuerdo con lo que se promueve en un filme, como por ejemplo la violencia, o que no aguantaron verle la cara a alguno de sus compañeros, lo cual no sería la primera vez que sucede, y por eso prefirieron alejarse de todo tipo de actividades en la que se hubiesen vuelto a reunir. De seguro a más de uno le rompió el corazón que el protagonista de su creación, desde el punto de vista de un director o escritor, no quiera promover la cinta en la que todo un equipo trabajó duro.

Los actores que aparecen en esta lista se negaron a promocionar sus películas, y a continuación les contaremos por qué lo hicieron:

Te recomendamos: Actores de cine y televisión que reniegan de sus papeles más famosos

Mo’nique - Precious

Precious - 91% convirtió a la actriz Mo'Nique en un nombre familiar, por lo que fue una sorpresa para todos cuando, según los informes, se negó a promocionar la película. De acuerdo con Vulture, el director de la cinta quiso que la actriz promocionara constantemente la película en todas sus redes sociales, y que además hiciera todo lo que estaba a su alcance para venderla al público, pero a ella no le pareció justo que le pidiera demasiado cuando solamente le pagaron US$50 mil por su trabajo, el cual por cierto la hizo ganar un premio Óscar. Además, se supo que aparte se le pidió que fuera al Festival de Cine de Cannes para representar el filme, y eso nunca ocurrió. Su contrato solo requería que acudiera a eventos en Estados Unidos, así que ella prefirió quedarse en casa.

Jim Carrey - Kick-Ass 2

Las adaptaciones de Kick-Ass son recordadas no solo porque ponen a personas comunes como superhéroes sino por su extrema violencia. Jim Carrey apareció en la secuela Kick-Ass 2 - 31% en el papel del coronel Stars and Stripes y, al contrario de lo que se puede creer, al final odió haber participado en el filme y se negó a promocionarlo. Él declaró (vía AV Club) que se arrepintió ya que no aprueba la violencia, en relación con la masacre de la escuela primaria Sandy Hook, un tiroteo donde murieron 20 niños, lo cual llevó al actor a reflexionar y tomar esa decisión.

David Hyde Pierce - Hellboy

Doug Jones interpretó a Abe Sapien, pero fue David Hyde Pierce quien terminó poniendo su voz al personaje encima de lo que ya había hecho Jones en Hellboy - 81%. Muchos se opusieron y Hyde Pierce incluso dijo que no sabía para qué lo querían luego de ver el trabajo de Jones en la voz, así que solicitó que quitaran su nombre de los créditos y además que no lo volvieran a llamar para otro trabajo.

Edward Norton - Hulk: El Hombre Increíble

Edward Norton no necesitaba de una película de superhéroes para ganar dinero y atención. Quizás es por eso que no le importó perderse de los eventos para promocionar la cinta Hulk: El Hombre Increíble - 67%. Mientras el resto de actores estaban dando entrevistas y acudiendo a todo tipo de eventos, Norton brilló por su ausencia. Los rumores en ese momento indicaron que estaba de vacaciones, pero también se dijo que podría haber sido una forma de expresar su descontento por la película que ya había pasado por varias reescrituras de guión.

Katherine Heigl - Ligeramente Embarazada

Lo de Katherine Heigl es un ejemplo popular de alguien que hizo lo contrario de promocionar una película. Después de que salió Ligeramente Embarazada - 90%, la actriz comenzó a criticarla. A ella no le gustó que retratara a su personaje como una "perra" y una "aguafiestas". Lo curioso es que el director y su co-estrella contraatacaron al decir que ella improvisó casi todas sus líneas y que quizás eso es lo que hizo que se vea como una “perra”.

Leonardo DiCaprio - Titanic (3D)

A James Cameron le gusta relanzar sus películas, así que era lógico que Titanic - 88%, uno de sus mayores éxitos, sea uno de los que recibiera el tratamiento de 3D. Siempre pareció poco probable que Leonardo DiCaprio estuviera dispuesto a promocionar el lanzamiento, así que antes de sacar conclusiones apareció una fuente cercana a él, la cual dijo que no le agrada la idea de “volver atrás para promocionar esa película”, y tampoco es que lo hubiese necesitado.

Robin Williams - Aladdín

Una de las interpretaciones más icónicas de Robin Williams fue la del Genio en Aladdín - 94%. Lo que muchos no saben es que él se negó a promocionar la película de Disney porque coincidió con el estreno de Toys - 29% y él no quiso que estas dos cintas se pusieran a competir. Por esa razón, pidió que no usaran su voz en la promoción del filme y que lo relacionaran lo menos posible con él, y aunque al comienzo la compañía aceptó luego terminó haciendo del actor lo más llamativo del proyecto para venderla al público.

Daniel Craig y Rachel Weisz - Detrás de las Paredes

Detrás de las Paredes - 6% fue un fracaso total. El público y la crítica le dieron la espalda: en Rotten Tomatoes recibió una calificación del 6 por ciento y en taquilla ni siquiera pudo recaudar un valor similar a su presupuesto, y de haberlo hecho tampoco es que la hubiese salvado. Daniel Craig y Rachel Weisz protagonizaron la cinta y antes de que esta llegue a cines pudieron ver el corte final, el cual no les agradó en absoluto y los convenció de no promocionarla para no tener nada que ver con ella a pesar de que son quienes actúan en la historia.

Burt Reynolds - Boogie Nights: Juegos de Placer

Aparentemente, Burt Reynolds odiaba Boogie Nights: Juegos de Placer - 92% porque no entendía el ritmo del guión. Según Mark Wahlberg, el co-protagonista, Reynolds siempre quiso probar nuevas ideas, incluido el acento irlandés. Wahlberg confirmó que el legendario actor odiaba la película y el hecho de que fuera nominado a Mejor Actor de reparto por su papel no hizo que sintiera menos descontento hacia esa producción.


Michael Caine - Tiburón 4: La Venganza

Tiburón - 98% tuvo varias secuelas que nunca pudieron llegar cerca de lo que representó el primer filme para la industria del cine y la carrera de Steven Spielberg. De hecho, pocos se atreverían a recordar la existencia de, por ejemplo, Tiburón 4: La Venganza - 0%, que fue la cuarta película, ni siquiera porque el icónico Michael Caine estuvo en ella. Al menos él la recuerda, pero no como un recuerdo agradable. En una ocasión que apareció en The Jonathan Ross Show, él admitió que ni siquiera vio el filme, pero que al menos gracias a él tuvo suficiente dinero para comprar una casa para su madre. Caine nunca tuvo la intención de promocionar una película que sintió iba a ser una catástrofe y años después podemos decir que nunca se equivocó.

Continúa leyendo: Pésimos actores que han entregado actuaciones memorables

Comentarios

  • Tomatazos

  • Facebook

 
 
  • Mejores

  • Nuevos