Artículos

RESEÑA | La Casa del Dragón: las ardientes raíces de fuego de Game of Thrones

La precuela lleva al público por una historia cuyas emociones van en ascenso. El drama y la épica van de la mano, convirtiéndose en una gran sucesora de los mejores episodios de la aclamada Juego de Tronos.

Artículos

RESEÑA | La Casa del Dragón: las ardientes raíces de fuego de Game of Thrones

La precuela lleva al público por una historia cuyas emociones van en ascenso. El drama y la épica van de la mano, convirtiéndose en una gran sucesora de los mejores episodios de la aclamada Juego de Tronos.

POR Gabriel Escogido -

Apenas pasaron tres años desde el divisivo (por decir lo menos) final de Game of Thrones - 59% y ya tenemos una precuela en la puerta. Se trata de La casa del dragón - 90% y tras ver seis de los diez episodios que conforman su primera temporada, es posible creer que el furor de los fanáticos del show está por revivir, tal cual Jon Snow, con este nuevo título que retoma lo mejor y perfecciona sus detalles.

No te pierdas: House of the Dragon: HBO dio control creativo a George R.R. Martin tras críticas a la octava temporada de Game of Thrones

Ambientada 172 años antes de los eventos de la original, La casa del dragón - 90% es la historia de Rhaenrya Targaryen, la hija del rey Viserys, quien la elige a ella para ascender al trono a su muerte. En contrasentido de la tradición de Westeros, que ve al primer hijo masculino heredar la corona, el designio del monarca es desafiado por su viuda, Alicent Hightower, quien desea poner a su hijo Aegon como regente. Esto provoca una guerra civil entre los miembros de la casa noble y el reino entero.

Más orientada hacia el drama histórico que a la fantasía, sería más apropiado pensar en la precuela como The Crown - 100% con dragones. Esto se dice como cumplido a la meticulosa construcción de personajes y su desarrollo y no por falta de más excéntricas secuencias de pelea, que sí las hay, y en honor al espléndido trabajo del elenco.

Hablar de los actores de La casa del dragón es destacar, por lo menos tras ver los primeros seis episodios, a Milly Alcock, como la joven Rhaenyra, Paddy Considine, como el rey Viserys, y a Matt Smith como el príncipe Daemon. La joven actriz navega sin mayor problema en el papel protagónico yendo, escena con escena, entre la desairada princesa, herida por el desdén, y la desafiante heredera al trono que no dejará que la empujen a un lado.

Smith es uno de los mayores aciertos como el pícaro y caprichoso príncipe. Si bien el guion pide al público amar-odiar, u odiar-amar, a su personaje, el actor hábilmente deja ver con su interpretación que hay más detrás de su papel que la mera persecución de poder y arroja a la audiencia indicios de que no es necesariamente quien el resto de la corte asume es.

Te recomendamos: House of the Dragon: primeras reacciones de los críticos la llaman una digna sucesora de Game of Thrones

A lo largo de estos primeros episodios, quizá como pocas veces logró Game of Thrones - 83%, la relación entre Rhaenyra y Viserys, rasgada por el peso de la corona, o mejor dicho por el filo de las espadas que conforman el Trono de Hierro, es el corazón de la narrativa. En lugar de enganchar con giros sorpresas, la precuela lo hace llevando al espectador de la mano por una ascendente tensión que, copo tras copo, crea una avalancha de nieve. O de llamas, como sería más apropiado para los montadores de dragones.

La otra gran sorpresa es que, pese a contar con momentos sangrientos, tal como su antecesora, La Casa del Dragón los usa como último recurso. Hay, en esta primera mitad de temporada, una mejor exposición temática de la violencia como ejercicio del poder para su autopreservación. Es difícil dar ejemplos sin revelar detalles, pero cabe prestar atención a cómo se evidencia que las mejores decisiones del rey Viserys, o cualquier otro noble, para mantener su linaje vienen a costa del bienestar sino es que la destrucción de los más vulnerables.

Alimentadas por el fuego y la sangre de la familia Targaryen, las raíces de La casa del dragón - 90% arden con una calidez insospechada para la que parecía ser otro descarado intento de prolongar éxitos ya cenizos. Y con una que seguro será reconfortante para quienes cuya pasión por este mundo había quedado tan congelada como los White Walkers tras el final de la original. El programa debutará el domingo 21 de agosto en HBO Max y consistirá de diez episodios, cada uno de los cuales se estrenará semanalmente.

Continúa leyendo: House of the Dragon: showrunner dice que los dragones de la serie son como dioses

Comentarios

  • Tomatazos (2)

  • Facebook

 
 
  • Mejores

  • Nuevos